Icono del sitio No+Aditivos

Cacao soluble: evitar los fosfatos

[ACTUALIZACIÓN: Hay una entrada con datos actualizados sobre este mismo producto. Sigue este enlace]

Afortunadamente, en el caso del producto de esta semana, el cacao soluble, hay oferta suficiente de marcas libres de aditivos “sospechosos”, tanto en primeras marcas como marcas blancas.

Tras un repaso por las estanterías de los supermercados, he encontrado que son los fosfatos los aditivos que con mayor frecuencia aparecen entre sus ingredientes, excepto en el caso de las versiones light que, además, incorporan edulcorantes como aspartamo.

Como ya he comentado en las entradas dedicadas a los zumos, la leche omega 3 o el jamón cocido, los fosfatos están presentes en multitud de productos, por lo que cada vez es más complicado no superar la Ingesta Diaria Admisible (IDA) de estos aditivos (70 mg./kg. de peso corporal). Sobre todo porque las etiquetas no informan de la cantidad de cada aditivo que contienen los productos, así que ante la falta de información hay que extremar la prudencia. Como ya he advertido, algunas fuentes aseguran que  “altas concentraciones de fosfatos pueden alterar diversos procesos metabólicos“. Además, un estudio dirigido por el Dr. Eberhard Ritz, del centro de nefrología de Heidelberg (Alemania), advierte del riesgo para la salud que supone su consumo.

Cacaos solubles sin fosfatos

Por tanto, mi consejo es evitar las marcas de cacao soluble que añaden fosfatos, (concretamente E-450 o E-451) como es el caso de Soluble al cacao clásico de Carrefour, el de Carrefour Discount, Opticao (Aldi), Hacendado (Mercadona) o Mister Choc (Lidl).

Afortunadamente, libres de fosfatos encontramos marcas líderes como Cola Cao (normal, con pepitas, complet y turbo) o Nesquik, así como marcas blancas como Schovit (Aldi) o Goody Cao (Lidl). Aunque me parece que tanto Schovit como Goody Cao son más parecidos a Nesquik y a Cola Cao Turbo que al Cola Cao clásico.

Mención aparte requieren las versiones light de ColaCao o Hacendado puesto que, además de añadir fosfatos, incorporan también edulcorantes como aspartamo (E-951). Lo mismo ocurre con el ColaCao Fibra. Por tanto, estas opciones que parecen en principio más saludables, son menos aconsejables si quieres evitar dichos aditivos.

Salir de la versión móvil