E621 – Glutamato monosódico

E621Potenciador del sabor. Es la sal de sodio del ácido glutámico.

Al margen de sus posibles efectos negativos sobre la salud, considero desaconsejable el consumo de productos que llevan potenciadores del sabor ya que estos aditivos sirven a menudo para enmascarar la baja calidad de las materias primas utilizadas. No es más que un intento de engañar el paladar del consumidor.

El glutamato monosódico ha estado bajo sospecha durante mucho tiempo por su posible relación con el denominado “síndrome del restaurante chino“, caracterizado por dolores de cabeza y congestión facial. Si bien estudios más recientes parecen descartar dicha relación, hay personas que experimentan malestar tras consumir un alimento con E621.

De otro lado, este aditivo evita la sensación de saciedad, por lo que incita a seguir comiendo y, por tanto, puede inducir a la obesidad.

Un alto consumo de glutamato se ha relacionado también con un peor desarrollo de ciertas enfermedades como el Alzheimer, la depresión, el autismo o la esclerosis múltiple.

Por último, en experimentos con animales se han observado daños neuronales.

Debido al uso cada vez mayor en los alimentos del ácido glutámico y sus sales (glutamatos), la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) ha revisado los niveles máximos permitidos ya que considera que estos aditivos se estaban consumiendo en exceso.

Fuentes

– Guía de alergias para residentes y Atención Primaria
– ¿Veneno en su plato?.
– Guía completa de aditivos alimentarios.
– Tabla de aditivos. Los números E

Comments are closed.

  • Suscríbete a No+Aditivos

    Introduce tu correo electrónico para que te avisemos cuando haya nuevas publicaciones.