Alubias en bote: ¿Para qué le añaden porquerías?

Son indiscutibles los beneficios para la salud de las judías blancas o alubias: Alto contenido en fibra soluble e insoluble, hierro, vitaminas… Se pueden adquirir tanto secas como ya cocidas envasadas en bote de cristal. La ventaja de estas últimas es que están listas para su consumo y que, además, no corres el riesgo de que se queden duras. El problema viene a la hora de comprobar los aditivos que incorporan a este producto la inmensa mayoría de marcas. Como ejemplo analizamos las de Hacendado, Carrefour y El Hostal:

Antioxidante E-385 (EDTA o etilen diamino de calcio y sodio). Este aditivo está presente en las alubias de las tres marcas. Es de origen sintético y se caracteriza por ser un potente secuestrante de minerales. De hecho en farmacología se utiliza en casos de intoxicación por metales pesados. Por ese mismo motivo, el consumo de más EDTA de lo aconsejable puede provocar la reducción de los minerales presentes en el cuerpo (por ejemplo el hierro). Es decir, que igual nos hinchamos de comer estas alubias para tener más hierro y lo que conseguimos es el efecto contrario. Según el apartado específico sobre alimentación en la web de la universidad de Oregón: “Puede llegar a provocar trastornos intestinales, calambres musculares, daño renal y sangre en la orina“.
Su IDA es de 2,5 mg./kg. de peso corporal.

Antioxidante E-330 (vitamina C) [alubias El Hostal]. Ya lo comenté cuando hablé de las aceitunas rellenas. No presenta problemas.

Antioxidante E-220 (dióxido de azufre) [alubias de Carrefour]. Cuando el azufre entra en combustión produce dióxido de azufre, que es utilizado en la industria alimentaria por sus propiedades conservantes. Está emparentado con la familia de los sulfitos y, por tanto, las precauciones son las que ya hemos indicado con anterioridad en este mismo blog. Puede reducir el contenido vitamínico de los productos. Además puede provocar problemas de respiración en personas asmáticas.
Su IDA es muy pequeña: solo 0,7 mg./kg. O sea, que no es difícil superar la cantidad máxima aconsejable.

–  Antioxidante E-224 (metabisulfito potásico) [alubias El Hostal y Hacendado]. Este también pertenece a la familia de los sulfitos con todos los potenciales perjuicios que eso conlleva. Su IDA también es de 0,7 mg./kg.

A propósito de los sulfitos y del dióxido de azufre, la empresa alimentaria mexicana Grupo Industrial AISA S.A., advertía en su página web de lo siguiente: “En concentraciones normalmente empleadas de 500 ppm máximo no generan olores indeseables ni son tóxicos para la mayoría de los individuos. Sin embargo, diversos estudios muestran que hay individuos, sobre todos aquellos que padecen asma, que son sensibles a los sulfitos y sufren de broncoespasmos; aún las personas sanas, cuando los consumen en exceso, pueden padecer constricciones bronquiales. Por otra parte, estos compuestos se han relacionado con el desarrollo de cáncer en ratas en ciertas condiciones de administración“.

Lo más gracioso de todo esto es que, al parecer, la principal función de muchos de estos aditivos en este producto es básicamente estética ya que sirve para que las alubias luzcan un impecable color blanco.

La buena noticia es que hay alternativas, aunque más caras. Concretamente he encontrado las alubias blancas de Carrefour Bio (1,81 euros) y las alubias de cultivo ecológico de Monjardín, una marca disponible en ALDI y en otros establecimientos (1,89 euros).

Esto demuestra que es perfectamente posible comercializar alubias blancas (y también lentejas) cocidas en bote sin ningún tipo de aditivos. El hecho de que sean de cultivo ecológico (y por lo tanto más caras) no tiene nada que ver con los aditivos que llevan las otras marcas. Lo que ocurre es que los fabricantes saben que el “consumidor ecológico” no quiere porquerías en los productos que compra y, además, no le importa que el color no sea tan inmaculado y atractivo. Por eso no añaden aditivos.

Conclusión: Lo mejor es gastar un poquito más y optar por estas alternativas ecológicas, o directamente utilizar las legumbres en seco, aunque tengamos que entretenernos en prepararlas nosotros.

Comparte
Etiquetado , , , , , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Acerca de Moisés Chacón

Periodista interesado en temas de salud

5 Respuestas a Alubias en bote: ¿Para qué le añaden porquerías?

  1. Sara dice:

    He encontrado esta página buscando información sobre sulfitos. Soy asmática y después de dos ataques alérgicos graves después de consumir cosas envasadas y hacerme pruebas han descubierto intolerancia a sulfitos…me han dado un listado de productos pero por lo que veo están en todos sitios!! 🤤
    Me empaparé bien de toda la información que compartís en está web, me parece la más completa y clara de las que encontré! Gracias por facilitarme la vida y explicarme cosas que no entendía!

    • Hola, Sara.
      Lamento que tengas intolerancia a los sulfitos ya que están presentes en multitud de productos.
      No sé si conoces un grupo en Facebook en el que otras personas con dolencias similares comparten sus opiniones y experiencias. Se llama No más sulfitos (su fundador se inspiró en el nombre de esta web para bautizar ese grupo).
      Un saludo.

  2. Luis dice:

    Yo compro la marca Pedro Luis. Sin aditivos. Deliciosas. La suele haber en carrefour. Las alubias rojas están de pecado.

    • Hola Luis.
      Efectivamente, las de la marca Pedro Luis es una muy buena opción. Quizás su calibre es algo pequeño. Yo, particularmente prefiero las ECO de Aldi.
      Gracias por tu aportación.
      Un saludo.

  3. Pingback: ¿Prefieres las navajuelas con o sin secuestrantes? » No + Aditivos

Deja un comentario

Responsable » Moisés Chacón
Finalidad » Moderación de comentarios.
Legitimación » Tu consentimiento.
Destinatarios » No se cederán datos a terceros salvo obligación legal. Los datos que facilitas estarán ubicados en los servidores de SOLUCIONES CORPORATIVAS IP, S.L. dentro de la UE y de acuerdo a su política de privacidad
Derechos » Podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar y suprimir tus datos enviando un correo a contacto@nomasaditivos.com

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.